Etapas y Realizaciones en la Formulación de las Políticas de Educación Superior

La transformación de la universidad como meta

Sin dejar de considerar los aportes muy valiosos recogidos desde las diferencias de sus autores, el proceso de formulación de la política pública condujo a una tercera etapa, en los últimos meses del 2013, en la cual se ha tratado de reducir la complejidad mediante el reconocer la necesidad de transformar la Educación Superior en su totalidad con el objeto de dar respuesta eficaz a los requerimientos del país en su situación actual.

El nuevo énfasis de transformación se caracteriza por los siguientes componentes:

a) tiene un propósito: adecuar la estructura de la Educación Superior a las condiciones de competitividad del país en su incorporación a los mercados globales y con el incremento de las clases medias de acuerdo a las dinámicas poblacionales y demográficas que prevalecen en el mundo;

b) debe cumplir una tarea: enfrentar el reto de incorporar las poblaciones afectadas o agentes del conflicto interno en el evento de la firma de un acuerdo de paz, el ingreso a la situación de posconflicto;

c) se debe realizar mediante el mecanismo de diseño y construcción de la Educación Superior como un sistema integrado e integral, a la par que articulado con los otros niveles educativos e insertado eficazmente en las políticas nacionales de ciencia, tecnología e innovación, para favorecer la incorporación del país a la sociedad del conocimiento; y

d) debe ejecutarse mediante un proceso conjunto de financiación para el logro de la sostenibilidad del sistema junto con procesos claros de regulación por parte del Estado y de autorregulación por parte de las entidades que lo configuran.

Es preciso señalar que esta etapa fue iniciada con la gestión operativa del CESU como cabeza del sistema. No se trata de proponer una serie de políticas públicas sobre diferentes asuntos puntuales de la Educación Superior, sino de construir un eje central de política pública denominado Sistema Nacional de Educación Superior, en el cual prevalece la concepción de la operatividad sistémica y se realiza por medio de articular las opciones y propuestas de mejoramiento o de solución a los problemas propios y recurrentes de la gestión en la Educación Superior y a su relación e integración con el resto de las políticas públicas del Estado para el logro de una política regulatoria que vaya más allá de la simplificación administrativa (Informe OCDE, 2013).

Se espera que con la presentación de propuesta pública presentada por el CESU se afiance esta etapa de clarificación, concreción y definición que conduce a una visión integral e integradora de la formación que ocurre a partir de la terminación de los niveles de formación básica, media y secundaria; y que se llegue a un consenso sobre la necesidad de una Autoridad Nacional del Sistema de Educación Superior (o Terciaria) que pueda aportar unidad de criterio y orientaciones para la acción de todos los procesos de formación que inciden en la producción y productividad del país, en su funcionamiento como nación y en su posicionamiento a nivel internacional.

H – Propuesta para la transformación de la Educación Superior: memorando al Viceministerio de Educación para dar continuación al trabajo conjunto de las mesas de análisis y reflexión

Documento síntesis del aporte rectoral y de la Ascún en la reforma y transformación de la Educación Superior

Punto de partida: resultados de las mesas MEN/Ascún/Otras asociaciones/Otras instituciones

El marco de referencia para la presentación de la propuesta ha sido el trabajo de las mesas, que con la colaboración y coordinación del MEN y la participación de otras asociaciones e instituciones y de los diferentes estamentos de la comunicad académica (directivos, estudiantes, administradores, beneficiarios), orientaron el trabajo sobre los siguientes temas. Los documentos finales del trabajo de las mesas están a disposición en los bancos de información del MEN y de la Ascún.

I. Sistema y Política Pública. En ella se hizo énfasis en funcionamiento del sistema descentralizado, con funciones precisas, según los agentes que lo conforman, y claridad en cuanto a los objetivos a lograr.

II. Calidad. Énfasis en aseguramiento. Necesidad de perfeccionar las políticas y los mecanismos de aseguramiento de la calidad del servicio de la Educación Superior, de cara a los retos del crecimiento del sector, la internacionalización, el incremento de la inclusión social y los desarrollos regionales, en el ámbito de la Educación Superior como un derecho y un bien público.

III. Ciencia y tecnología. Se hizo hincapié en el desarrollo del talento y potencial científico del país y en la regionalización de la investigación pertinente orientada a conocer, evaluar, ponderar y dar solución a problemas de las regiones de acuerdo con los diferentes contextos y en consonancia con las políticas y avances de los programas de fomento de la ciencia y la tecnología.

IV. Internacionalización. Se trabajó con énfasis en el fortalecimiento del Sistema de Educación Superior mediante políticas y mecanismos apropiados para asegurar la interacción de las instituciones y los procesos con pares internacionales, lograr reconocimientos institucionales, crear mecanismos de reconocimiento de estudios, favorecer la movilidad académica y las alianzas estratégicas con instituciones internacionales y ampliar posibilidades de acción de los beneficiarios y usuarios del sistema de Educación Superior en los contextos regional y global.

V. Financiación. Se destacó la diversificación de fuentes de recursos y la formulación de políticas para lograr el desarrollo sostenible de la Educación Superior en el contexto de procesos de complejización y alta competitividad.

La realización de los trabajos de las cinco mesas permite deducir una serie de tendencias y propuestas de trabajo que se logran como resultado de la lectura transversal de los documentos, y que se sintetizan de la siguiente forma:

Objetivos de la propuesta

El proceso de transformación de la Educación Superior convoca a todas las instituciones y agentes que en forma directa o indirecta participan en el manejo, gestión y administración del sistema para el logro de los siguientes objetivos generales:

I. Logro de la calidad. Característica fundamental del servicio de la Educación Superior. Área en la cual intervienen la capacidad de las instituciones para diseñar una oferta educativa pertinente y dinámica según las condiciones socioeconómicas, con fundamento en la investigación y con aseguramiento de la calidad de la gestión tanto por parte de los administradores, como principalmente por los docentes, y con utilización de los medios y tecnología de la información más adecuados para el aprendizaje y la transmisión y transferencia del conocimiento, en un escenario de interdisciplinariedad. La calidad está ligada a los procesos de actualización de la docencia (TIC), al fortalecimiento del aprendizaje (diseños curriculares), al establecimiento de programas para la formación en investigación y la realización de investigaciones, al perfeccionamiento de la gestión académica y el logro de estándares adecuados de gobernabilidad, y, a la internacionalización con sentido propio, es decir, orientada a fortalecer los procesos académicos y a la formación de los estudiantes. El logro de la calidad implica perfeccionar los sistemas de aseguramiento por parte del Estado y las agencias de la sociedad, así como el incremento de los factores de autorregulación por parte de cada una de las instituciones, orientada al cumplimiento de los objetivos misionales y la puesta en funcionamiento de los proyectos educativos institucionales y de los planes de desarrollo institucional.

II. Ampliación de la cobertura/equidad. Con visión integral e integradora de las características socioeconómicas y culturales de los beneficiarios, teniendo en cuenta las diferencias de los contextos regionales y locales, y con base en el respeto al acceso a la educación como un derecho fundamental de todos los ciudadanos, con base en sus intereses, méritos y necesidades.

III. Pertinencia. Con capacidad de adecuarse permanentemente a los avances y cambiantes condiciones de la sociedad, a las economías y culturas regionales, y de generar las competencias necesarias, reconocidas y costeables según las condiciones y posibilidades de las empresas, las regiones, las localidades y las estructuras sociales de los pobladores. Implica la sensibilidad de leer el entorno socioeconómico con el objetivo de actualizar, perfeccionar, ampliar y mejorar los procesos conducentes a una actualización permanente de la oferta académica teniendo en cuenta los contextos regionales y la dinámica y tendencia de cambio de la sociedad.

IV. Formación y optimización del capital humano, como base para asegurar la competitividad del país en los mercados regionales y globales, y como presupuesto esencial para asegurar el funcionamiento adecuado y efectivo del Estado, la economía y las organizaciones de la sociedad civil. Es un resultado que opera en función de la calidad, pero que implica además una lectura permanente y una interacción con el contexto de desarrollo socioeconómico y con las empresas, comunidades y organizaciones de la sociedad civil para adecuar, perfeccionar e incrementar los logros de competencias necesarios para el ingreso a las economías globales y la formación de los cuadros dirigentes y técnicos que requiere el país.

V. Incremento de la competitividad internacional, como mecanismo para participar en los beneficios del desarrollo y el crecimiento económico a nivel global, y propender por el incremento de las inversiones, el uso y utilización de los recursos naturales, la defensa y conservación del medioambiente, y el posicionamiento político del país en el escenario global. La internacionalización en función de la comunidad académica implica mejorar los estándares de desempeño de acuerdo con estándares comúnmente aceptados y reconocidos. Esto influye a su vez en el desempeño de las empresas y del resto de los factores económicos, y se traduce en mayores índices de competitividad internacional del país.

Estrategias

A continuación se señalan las estrategias de trabajo y se enumeran las principales actividades que es preciso desarrollar para lograr los objetivos de transformar la Educación Superior:

1.ª. Propiciar el funcionamiento sistémico de la Educación Superior. Poner en funcionamiento esta estrategia de transformación de la Educación Superior implica las siguientes actividades:

  • Definir con claridad los objetivos y metas de la Educación Superior en función de los objetivos y el cumplimiento de las políticas nacionales.

  • Definir, establecer y respetar las misiones y características de las instituciones que conforman el sistema de Educación Superior, con el objeto de señalar las funciones que pueden y deben cumplir.

  • Establecer mecanismos de coordinación entre las instituciones que conforman el sistema para desarrollar las sinergias en función del mejor uso de los recursos para el cumplimiento de los fines establecidos.

  • Establecer los mecanismos de regulación que permitan la evaluación permanente y estratégica de los procesos institucionales para el cumplimiento de los fines misionales, estatutos, proyectos educativos y la supervisión de la gestión académica.

  • Establecer los mecanismos de información y comunicación que permitan tanto la coordinación entre las instituciones como los procesos de adecuación, mejoramiento y afianzamiento de los procesos en función de obtener el cumplimiento de las metas y la obtención de los fines.

2.ª. Regionalización de los objetivos y manejo del sistema de Educación Superior. La estrategia de regionalización de la Educación Superior se cumplirá mediante las siguientes actividades:

  • Estudio y conocimiento de las necesidades y expectativas del entorno regional y de los planes de desarrollo.

  • Adecuar la oferta de programas y servicios de las instituciones de Educación Superior en función de cumplir las metas y los objetivos regionales.

  • Desconcentración a nivel regional de las funciones de regulación, evaluación, acreditación y seguimiento de las actividades y procesos de la Educación Superior, por parte del MEN como ente regulador y coordinador del sistema.

  • Incorporación de las entidades del sistema de Educación Superior a nivel regional para cumplir funciones de integración, regulación, formación y apoyo en gestión, logística de recursos, intercambio de experiencias, internacionalización e investigación a nivel regional y de acuerdo con las exigencias y planes regionales.

  • Interacción permanente con las entidades regionales tanto oficiales como privadas y con los sectores de la producción para favorecer la gestión de recursos regionales y nacionales en apoyo a los planes de formación profesional, investigación y proyección social de acuerdo con las exigencias regionales.

3.ª. Fomento de la asociatividad para el logro de una mayor sinergia del sistema. La estrategia de asociatividad se orienta a la obtención de diversos grados de sinergia en las actividades que desarrollan las instituciones de Educación Superior, y se pone en funcionamiento mediante las siguientes actividades:

  • Recopilación, estudio y evaluación de los acuerdos y asociaciones estratégicas que se han dado y están en funcionamiento en orden a derivar las lecciones aprendidas y las mejores prácticas en lo que atañe al afianzamiento, perfeccionamiento y logro de niveles de efectividad en el cumplimiento de las misiones y objetivos misionales, con clara definición de los agentes que intervienen y sus aportes.

  • Desarrollo de modelos posibles de asociatividad teniendo en cuenta las experiencias logradas.

  • Diseño y ejecución de planes de implementación progresivos y graduales teniendo en cuenta la teoría y práctica de la construcción de redes y la orientación, naturaleza, posibilidades, ubicación y contexto de las instituciones que las conforman o las pueden iniciar.

  • Establecimiento de mecanismos de evaluación, seguimiento y perfeccionamiento de las formas asociativas y de las redes que las configuran.

4.ª. Ajuste del marco jurídico de la Educación Superior. La estrategia para el ajuste del marco jurídico de la Educación Superior implica las siguientes actividades:

  • Evaluar, copilar y realizar un análisis de coherencia jurídica del marco actual teniendo en cuenta los mecanismos de diseño, formulación y refuerzo de la normatividad y sus posibles modificaciones.

  • Definir con precisión los aspectos misionales y de orientación constitucional para derivar la necesidad y evaluar la posibilidad de una Ley Estatutaria u Orgánica de la Educación Superior.

  • Precisar los aspectos de carácter normativo que sean materia de revisión, adaptación, perfeccionamiento o complementación mediante la modificación de las leyes ordinarias que regulan la Educación Superior.

  • Elaborar un marco político para el desarrollo de la Educación Superior mediante un Conpes sobre este particular.

  • Modificar, ampliar o reducir, adoptar, la normatividad procedimental que se refleja en los decretos y resoluciones de la Educación Superior.

  • Realizar un análisis de coherencia y pertinencia de las reglamentaciones de los diferentes sectores del Estado, a nivel nacional, departamental y local, cuyas decisiones afectan o tienen impacto en el cumplimiento de las funciones misionales de las instituciones que conforman el Sistema de Educación Superior.

5.ª. Fomento de la autorregulación en las instituciones que conforman el Sistema de Educación Superior. La estrategia para asegurar el ejercicio de la autonomía tanto del sistema como de las instituciones de Educación Superior se basa en el desarrollo de la capacidad de autorregularse que tenga el sistema como tal y en la demostración de la probidad institucional mediante la transparencia en la gestión y la adecuada rendición de cuentas. Por esta razón, las actividades que se proponen para el funcionamiento de la estrategia son múltiples y complejas, a saber:

  • Orientar los procesos de acreditación institucional como mecanismos para verificar los procesos de maduración de la gestión académica y administrativa institucional en el logro de la autorregulación institucional (CNA).

  • Realizar el estudio de factibilidad y diseño de un subsistema de evaluación y verificación en la aplicación y uso de los recursos institucionales para el cumplimiento de los fines generales de la Educación Superior y de los proyectos educativos institucionales en lo referente con su misión, visión y planes de desarrollo. (¿Superintendencia de Educación Superior?).

  • Diseño y propuesta de creación de un organismo máximo permanente y con autoridad y recursos para la formulación de las políticas de manejo y desarrollo de la Educación Superior. Perfeccionamiento del CESU para actuar, en la forma como actúa la Junta Directiva del Banco de la República, con base en el precepto constitucional (artículo 69 de la Constitución Política).

  • Fortalecimiento del subsistema para reconocer y certificar los títulos y grados profesionales, especializaciones y posgrados, con base en el presupuesto de que la aprobación de los programas académicos por parte del Estado implica el reconocimiento básico de los títulos, y que solo en aquellas áreas estratégicas que tienen que ver con la vida de los ciudadanos y el funcionamiento del Estado se requiere además una certificación especial, que se lograría mediante los Ecaes, o exámenes de Estado. (Adecuación del Icfes para el cumplimiento de estas tareas).

  • Fortalecimiento de Colciencias como un subsistema inteligente para el diseño, orientación y financiación de la investigación y el desarrollo de la ciencia y la tecnología, así como para el fomento de los programas de doctorados y la capacitación del capital humano de alto nivel científico.

Variables de ingreso y condicionamientos para la puesta en funcionamiento de la propuesta

Para la puesta en funcionamiento de las estrategias arriba señaladas y el inicio y ejecución de las actividades que configuran el contenido de la propuesta de transformación de la Educación Superior y su funcionamiento como un sistema integrado y sinérgico, se requiere un fortalecimiento, perfeccionamiento y redefinición de las actividades que desempeña el Viceministerio de Educación, con especial atención a los siguientes asuntos:

Financiación
  1. En este aspecto es preciso fortalecer la capacidad del Viceministerio para gestionar los recursos necesarios en las actividades propias de las instituciones de Educación Superior.

  2. b)Se requiere además que el Viceministerio disponga de los recursos necesarios para la ejecución de los estudios, tareas y actividades que se proponen en la descripción de las estrategias arriba enumeradas.

Formación y capacitación del factor humano

En este aspecto es preciso que desde el Viceministerio y en conjunto con algunas IES de alto nivel se realicen las siguientes actividades:

  1. Cursos o eventos de formación en universitología y aspectos correlativos para los funcionarios que desempeñan tareas de gestión, supervisión, control y ejecución de programas del Ministerio de Educación en su sede central y en las oficinas regionales de los departamentos.

  2. Cursos, eventos y programas académicos de alto nivel para los directivos y ejecutivos de las instituciones, al objeto de difundir los objetivos de los planes y actividades de transformación de la Educación Superior y fortalecer las competencias necesarias para desarrollar las acciones, planes y actividades.

Coordinación, información y comunicación/h6>

  1. En este sentido es preciso fortalecer en el Ministerio de Educación los grupos y las actividades relacionadas con el SNIES, los observatorios de diferente tipo que generan información necesaria sobre los temas relacionados con la oferta y demanda de la Educación Superior.

  2. Es necesario establecer sistemas de información y coordinación permanente y actual con todas las entidades y agencias gubernamentales que de una u otra forma se relacionan con el desempeño de las instituciones y demás componentes del sistema de Educación Superior.

  3. Es preciso fortalecer los procesos comunicacionales que propenden por la defensa, difusión y creación de opinión pública (advocacy) alrededor de las tareas que cumple y debe cumplir el sistema de Educación Superior.

Regulación, evaluación y reglamentación

En esta actividad, inherente al cumplimiento de las funciones constitucionales de inspección y vigilancia, se requieren acciones de enorme trascendencia con relación a:

  1. La revisión y fortalecimiento de la estructura y los trámites administrativos que tienen que ver con la concesión o remoción de las personerías jurídicas de las instituciones y la concesión de los registros calificados, con el objetivo de prever y evitar problemas posteriores que afecten neurálgicamente a los usuarios del sistema y produzcan hondas repercusiones en los sectores productivos y de servicios.

  2. Un diseño y un estudio detallado que permita la desconcentración de dichos trámites de carácter jurídico, al objeto de delegarlos progresivamente en las regiones y lograr que se adecúen y tengan en cuenta la vocación propia de cada una de ellas.

  3. Fortalecer los procesos de supervisar el cumplimiento de las misiones y los proyectos educativos de las instituciones y establecer mecanismos de corrección, cuyo supremo control debería estar ubicado en el organismo máximo permanente de la Educación Superior (CESU fortalecido) con el apoyo técnico de la Oficina Jurídica del Ministerio y la Superintendencia de Educación Superior, si se considera pertinente establecerla.

  4. La modernización de los mecanismos de planeación y diseño del desarrollo de la Educación Superior, mediante el fortalecimiento de la gestión de dichas actividades por parte de la Oficina de Planeación del Ministerio, en conjunto con los departamentos del Departamento Administrativo de Planeación Nacional a cargo de la proyección y supervisión de los planes nacionales de desarrollo y su dependencia directa del organismo máximo que se ha propuesto (CESU fortalecido).

  5. El manejo, tecnificación y sistematización de las oficinas o departamentos a cargo de los trámites, reclamos, quejas, demandas, derechos de petición y tutelas relacionadas con la correcta prestación del servicio de la Educación Superior, y la desconcentración progresiva del cumplimiento de estas funciones en los niveles regionales, con el propósito de prestar una mayor y pronta atención a los usuarios.

Mecanismos operacionales

A continuación se describen los mecanismos que es necesario poner en funcionamiento como actividades de un plan progresivo de transformación de la Educación Superior, cuyas metas es preciso señalar en un cronograma anual con metas a mediano plazo (2019) y a largo plazo (2032).
Mecanismos de carácter jurídico orientados a trenasformar la normatividad sobre la Educación Superior y al refuerzo de los procesos de regulación, control y supervisión del sistema:

  • Ley orgánica.
  • Leyes generales.
  • Decretos.
  • Resoluciones.

Mecanismos de carácter político orientados a crear una orientación clara para realizar los procesos de transformación, conseguir un ambiente favorable por parte de la opinión pública y crear una lógica de respaldo racional y defensa de los programas, procesos y actividades que se propongan. Requieren:

  • Organismos de coordinación y apoyo.
  • Instituciones de clase mundial.
  • Instituciones para carreras técnicas y tecnológicas.
  • Otras instituciones.

Diseño, elaboración e implementación de planes y programas de acuerdo con las prioridades que se establezcan y que pueden variar según las condiciones estructurales del sistema y la priorización de objetivos, metas y fines que se propongan. Entre otros posibles, se sugieren:

  1. Programa de formación y capacitación del recurso humano académico de alto nivel.
  2. Programa de fomento e investigación en ciencia, tecnología e innovación.
  3. Programas integrales de bienestar.
  4. Programa de internacionalización de la Educación Superior.
  5. Programa de inclusión y equidad.
  6. Programa de regionalización de la Educación Superior.
  7. Programa de aseguramiento de la calidad.
  8. Programa de información, comunicación y promoción de la Educación Superior (advocacy).
  9. Programa de fomento del proceso de enseñanza/aprendizaje virtual.
  10. Programa de fomento a la responsabilidad social universitaria.
Medición de resultados

En el diseño de los objetivos, procesos, estructura, puesta en funcionamiento de las estrategias conducentes al logro de los objetivos del plan de transformación de la Educación Superior es preciso señalar metas y los indicadores posibles para medir los resultados a mediano plazo (2019) y largo plazo (2032), contando con el apoyo de expertos y la participación de las entidades y agentes del sistema, especialmente para lograr trascendencia en los siguientes factores de desarrollo social, económico y cultural:

Metas y objetivos de formación de capital humano
  • Profesionalización Universitaria.
  • Formación Técnica y Tecnológica.
  • Formación para el Trabajo.
  • Educación Continuada de Adultos.
  • Educación Cívica y Comunitaria.
Metas y objetivos de desarrollo en ciencia y tecnología
  • Incremento de la investigación.
  • Índices de innovatividad y creatividad aplicados a los sectores de la producción.
  • Índices de difusión y adopción de innovaciones tecnológicas.
  • Índices de regionalización de la ciencia y la tecnología.
  • Índices de industrialización.
  • Índices de exportación, competitividad y participación en los mercados mundiales.
Metas y objetivos de desarrollo, incremento y conservación cultural
  • Desarrollo de las artes.
  • Desarrollo de las culturas regionales.
  • Defensa e incremento del patrimonio cultural.
  • Desarrollo de la competitividad y el deporte.
Metas y objetivos de desarrollo, incremento y conservación cultural
  • Incremento de la participación ciudadana, organizacional e individual, por regiones y localidades, en la producción económica y en el uso y distribución de la riqueza.
  • Indicadores de sostenibilidad ambiental y humana.
  • Disminución de los factores de vulnerabilidad social.
  • Incremento de los factores de cohesión y confianza.
  • Incremento de los índices de seguridad.
  • Disminución de los factores que propician anomía y criminalidad.


Top